Un día como hoy… Nació Pancho Villa

0

Un día como hoy…

5 de junio, 1878

…::: Nace José Doroteo Arango Arámbula, Pancho Villa, en la Hacienda de Santa Isabel de los Berros, San Juan del Río, Durango.

Doroteo Arango Arámbula fue el nombre verdadero de Francisco Villa, quien nació en el rancho La Coyotada, municipio de San Juan del Río, Durango. Desde niño se dedicó a labores agrícolas, poco después, al comercio. Quedó huérfano de padre, y junto con sus dos hermanos se ocupó como mediero en la hacienda de Gogojito, de la familia López Negrete. Tras haber lesionado a uno de los hacendados tuvo que huir a la sierra, prófugo de la justicia, adoptando el nombre de Francisco Villa, alternando una vida como delincuente con trabajos formales. En Chihuahua trabajó como albañil y comerciante y conoció al futuro gobernador maderista Abraham González.

Se unió al maderismo. Pronto sobresalió entre las filas revolucionarias: al lado de Pascual Orozco participó en la toma de Ciudad Juárez, hecho que apresuró la caída de Porfirio Díaz. Francisco I. Madero lo nombró coronel. Al firmarse los Tratados de Ciudad Juárez volvió a la vida civil, pero tras la rebelión orozquista, ingresó a la División del Norte federal a cargo de Victoriano Huerta.

Fue ascendido a general brigadier honorario. Estuvo preso en Tlatelolco acusado del robo de una mula, pero el presidente Madero le conmutó la pena de muerte que había ordenado Huerta. Huyó refugiándose en El Paso, Texas. Al ser asesinado el presidente Madero, Villa, junto con su gente, se enroló en el constitucionalismo encabezado por Venustiano Carranza, y fue nombrado general brigadier. Su exitosa campaña le valió ser apodado El Centauro del Norte. Lideró la poderosa División del Norte del Ejército Constitucionalista y libró numerosas y decisivas batallas contra el Ejército Federal que sostenía a Victoriano Huerta.

Fue Gobernador provisional de Chihuahua. En junio de 1914 encabezó la toma de la ciudad de Zacatecas al mando de la División del Norte, consolidándose como la División revolucionaria más poderosa de ese momento, llegando a tener en sus filas hasta 30,000 soldados. Ese triunfo agudizó sus diferencias con Carranza pues éste tomó medidas para impedir que Villa avanzara hacia la ciudad de México y capitalizara en su favor la ocupación de la capital. Ante la ruptura de Carranza con la Soberana Convención Revolucionaria, Villa, fue designado jefe de operaciones del ejército convencionista. Celebró el Pacto de Xochimilco con Zapata y entró, junto con éste, a la ciudad de México en diciembre de 1914. Protagonizó frente al ejército de Álvaro Obregón las decisivas batallas del Bajío, entre abril y julio de 1915, en las que fue derrotado. Como consecuencia, tuvo que disolver la División del Norte y regresó a la actividad guerrillera contra el gobierno de Carranza.

En 1916, molesto por el reconocimiento del gobierno de Estados Unidos al gobierno de Carranza, encabezó el asalto a Columbus, provocando un conflicto con Estados Unidos y el ingreso de una expedición de 10 mil soldados de ese país al norte de México que lo persiguieron varios meses de manera infructuosa.

Tras la muerte de Venustiano Carranza y el ascenso a la presidencia de Adolfo de la Huerta, Villa aceptó los convenios de Sabinas con los que depuso las armas. Se le entregó la hacienda de Canutillo, en Durango, y una guardia de 50 hombres.

Murió en Hidalgo de Parral, Chihuahua, el 20 de julio de 1923, víctima de una emboscada. Tres años después su cabeza fue robada de su tumba. Desde 1976 sus restos se encuentran en el Monumento a la Revolución ubicado en la Ciudad de México.

Leave A Reply

2 × dos =